Saltar al contenido

Etapa 4. De Tineo a Campello.

noviembre 14, 2018

Buenos días, desayunamos y vamos a ver, que tal está el tiempo. No lloverá y hay 13 grados de temperatura, tenemos 15 kilómetros por recorrer, hasta llegar a Borres, donde dormiremos y pasaremos, el resto del día.

Ahora un poco de café. Como siempre, encuentras italianos en el extranjero. Tomamos la mochila y comenzamos a caminar.

Mi pierna derecha, todavía cojea. Hoy vamos a los cerros. Listo!. Me puse las medias compresoras. Me parezco a Peter pan.

Somos los últimos hoy. Nos lo tomamos con calma con el desayuno. Seguimos la concha. Siempre soy el último. Si haces vídeos, prepárate para ser el último y luego correr para alcanzar a los demás.

Dejamos la concha y seguimos la flecha amarilla. Me duele la pierna y subiendo la colina, es aún peor. Y hoy subimos mucho. Realmente tienen razón los que dicen que este es uno de los caminos más bonitos, pero también de los más duros.

Todo bien. Pon la piedra en la concha, significa dejar atrás el problema que se nos presenta. Y estas pilas de piedras, se forman una a una, con los problemas que la gente va dejando en el camino.

Es difícil hacer esta peregrinación ahora. Pienso en  cómo sería recorrer estos caminos en la Edad Media, sin zapatos técnicos. Y todo el equipo de luz que tenemos ahora. Probablemente tenían sandalias de cuero, con enfermedades, solo un poco de agua, sin GPS y navegador.¡Estaban locos!. Y George estaba pensando que tal vez, la gente viajaba por la noche siguiendo las estrellas, la Vía Láctea, hasta Santiago.

Podría ser una opción. Tuve que parar porque ahora está muy mal. Sé que mañana tengo que tomar un autobús, porque no puedo hacer 25 kilómetros. Como dice Claudio:

esto es parte del viaje

Nos detenemos para contemplar el musgo del bosque, forma un precioso tapiz verde.

A 500 metros, hay un monasterio abandonado. Medio kilómetro y luego tenemos que volver aquí, pero “¿podré hacerlo?. 500 metros no son nada !.! Vamos peregrinos.

En el camino, aprendí que hay lugares hechos para el silencio, lugares como este monasterio abandonado.

La puerta está abierta, lo siento pero no puedo resistir la curiosidad de entrar.

Sé que a veces no es un buen ejemplo. ¡Pero explorar es emocionante!. Soy como un niño. El monasterio fue fundado en el año 780 d.C. Y la Iglesia en el siglo XIII.

También encontramos los orígenes del nombre de Obona: Tan buena agua. Parece que el agua del entorno es muy buena. Y subian desde Oviedo para conseguirla.

Quería decir que es bueno encontrar a tu grupo de amigos, desde el primer día. Y luego si quieren caminar los otros días juntos. A menos que quieras viajar solo. Pero me gusta tener el mismo grupo y seguir con ellos. Me da energía.

Campiello, ahora comemos!. Tenemos un problema. Una de las chicas que estaba con nosotros, fue atropellada por un auto.

Es uno de los mayores peligros a los que se ven expuestos los peregrinos, muchos caminos van sobre el arcén de carreteras y todos los años, decenas de peregrinos son arrollados por autos o camiones, teniendo que interrumpir su camino. Esperemos que nuestra amiga, se encuentre bien.

Encontramos un hogar privado para dormir, porque el albergue estaba completo. Tenemos estas habitaciones por 5 euros más. Pero al menos estoy solo en la habitación. Fue un día extraño. Especialmente después del accidente.

Acabo de leer que otro peregrino fue encontrado muerto al lado de la carretera. Me dio un poco de miedo.

Ahora descansaré por 2 días y saltaré 2 etapas. Es una pena, porque mañana perderé lo más bonito. Pero no puedo caminar, así que es mejor descansar si quiero llegar a Santiago.

Muy amablemente una de las otras chicas, que vive aquí en el área, me llevará a la siguiente parada de autobús. Mañana hacemos un video tranquilo por aquí.